Top
Saludamos la candidatura del EZLN y el CNI – 30-30
fade
4987
post-template-default,single,single-post,postid-4987,single-format-standard,eltd-core-1.0,flow-ver-1.2,,eltd-smooth-page-transitions,ajax,eltd-grid-1480,eltd-blog-installed,page-template-blog-standard,eltd-header-type2,eltd-sticky-header-on-scroll-down-up,eltd-default-mobile-header,eltd-sticky-up-mobile-header,eltd-dropdown-default

Saludamos la candidatura del EZLN y el CNI

Saludamos la candidatura del EZLN y el CNI

Partido Obrero Socialista

El Ejército Zapatista de Liberación Nacional anunció el viernes 15 que pretende, junto con el Congreso Nacional Indígena, lanzar una candidatura independiente para las elecciones de 2018. ¡Saludamos con gran alegría esta iniciativa del EZLN, a la cual nos sumamos! Queremos contribuir con nuestras modestas fuerzas a la organización de una candidatura de los trabajadores, los indígenas y los jóvenes que compita con los partidos de la burguesía –Morena incluido– y le lleve a las masas un programa revolucionario.
 

Creemos este último punto es crucial: desarrollar un programa político que cemente la alianza entre las distintas fuerzas que participarán en la candidatura del EZ y el CNI. Ese programa debe responder a una pregunta simple: ¿qué queremos para el país? Es decir, ¿qué les proponemos a las personas a las que les pedimos su voto?
 

El comunicado del Congreso Nacional Indígena y el Ejército Zapatista es una crítica radical del capitalismo: por ejemplo, en la denuncia y el repudio a los megaproyectos que despojan a los pueblos de sus recursos naturales, tanto en su variante de grandes obras de infraestructura como en la megaminería. Esto nos parece muy importante. Creemos que es necesario hacer lo mismo con todas las otras áreas de la sociedad y articular una alternativa a la realidad que rechazamos: ¿qué harán los anticapitalistas con el puñado de familias que controlan la economía del país, con la guerra al narco, con el desempleo, con la deuda externa? Son éstas, y otras, las preguntas que un programa de la izquierda tiene que responder para presentar una alternativa clara a la gente.
 

Una candidatura independiente debe buscar el poder
 

En el comunicado del CNI y el EZLN se lee al final:
 

“Ratificamos que nuestra lucha no es por el poder, no lo buscamos; sino que llamaremos a los pueblos originarios y a la sociedad civil a organizarnos para detener esta destrucción, fortalecernos en nuestras resistencias y rebeldías, es decir en la defensa de la vida de cada persona, cada familia, colectivo, comunidad o barrio.”

 

Saludamos que esta campaña electoral sea vista como un momento en un proceso más general de organización contra el capitalismo. ¡Tanta falta le hace eso a este país! Creemos también que, dentro de ese proceso, la cuestión del poder requerirá un amplio intercambio de ideas.
 

El EZ ha dado un paso en la dirección correcta al buscar llegar a todo el país con una candidatura independiente, pero el “no buscar el poder” y el “fortalecimiento de las resistencias” no son guías de acción para salir de la barbarie a la que se acerca México. El EZLN es un instrumento para los campesinos de los Altos de Chiapas; el CNI es una voz de los indígenas del país. El único modo de detener el despojo, la violencia y la precarización es crear un instrumento nacional de lucha de los trabajadores y los pobres. Ese instrumento, que puede llamarse frente, alianza, partido o como se quiera, no puede seguir dejando en manos de la burguesía la conducción de este país: debe intentar quitarle el estado a la burguesía y a los poderosos para reinventarlo desde abajo.
 

Hay que incluir a los trabajadores
 

Sabemos que la pobreza de este país tiene rostro de mujer indígena. Por ello, el EZLN y el CNI tienen toda la razón en elegir a una mujer indígena como vocera de los agravios de los pobres de México. Pero el nuestro es ahora un país predominantemente urbano, y en donde una proporción importante de los indígenas no son ya campesinos, sino obreros de las maquilas y asalariados precarizados.
 

Es esencial que la candidatura del EZLN busque tender un puente entre la ciudad y el campo, entre los indígenas y todos los demás amenazados por el capitalismo, entre las luchas contra el despojo y por la vida y las luchas por el trabajo, por la educación. Son mucho más las cosas que las unen que las que las separan. El EZ ya tiene experiencia en esto, como cuando convocó al Encuentro Nacional Obrero junto con el POS y otras organizaciones durante La Otra Campaña de 2006.
 

Una manera ideal de unir estas dos resistencias sería elegir como candidata, por ejemplo, a una obrera (indígena) de la maquila o a una maestra (indígena) del magisterio disidente. Una candidatura así le hablaría con más afinidad a los jóvenes y a los trabajadores de la industria privada y del sector público. Sobre todo, una candidatura como ésta podría ser un mejor puente de unión entre los campesinos, los indígenas y los asalariados y trabajadores del país.
 

Es importante discutir con calma todas estas cosas, y para esto el EZLN y el CNI son los más indicados para convocar a asambleas de las organizaciones, individuos y sindicatos que busquen apoyar esta iniciativa de una candidatura independiente anti-capitalista.
 

El POS dará a conocer a la brevedad un programa para una candidatura independiente, que esperamos sea de interés del EZ, del CNI y de organizaciones como la CNTE, los sindicatos democráticos e independientes, etcétera,  y podría servir para intercambiar ideas y contar con una propuesta nacional de transformación del país de los trabajadores del campo y las ciudades.
 

Imagen: Cuartoscuro

Share on Facebook875Tweet about this on Twitter3Share on Google+0Email this to someone